La princesa que todas querían ser

El 31 de agosto de 1997, Diana, princesa de Gales conocida como Lady Di, murió en un trágico accidente automovilístico que tuvo lugar en París, en el interior del Puente del Alma.

A su lado también fallecieron su acompañante y supuesta pareja Dodi Al-Fayed y su chofer Henry Paul. El único sobreviviente fue el guardaespaldas de Al-Fayed.

Desde el día de la muerte de la princesa, comenzaron a surgir una infinidad de teorías sobre si su deceso había sido en realidad un accidente, o un asesinato planeado por alguien que no la quería, que la prefería muerta.

Hoy todavía, muchos se preguntan si las investigaciones arrojaron la verdad o fueron simples montajes para ocultar algo más allá.

imagen1

Fueron muchas las cosas que se dijeron después de este suceso, incluso algunas de ellas muy descabelladas; haremos un repaso de algunas de ellas y recordaremos el por qué fue un hecho tan mencionado en todo el planeta.

La que el mundo sabe, la del accidente al lado de su pareja Dodi Al Fayed, ella muere en el hospital tres horas y media más tarde –al parecer de un infarto–, y Dodi muere en el acto, junto con el conductor del vehículo.

Se manejaron culpables de esto:

Se dijo que los paparazzi provocaron el accidente que mató a Diana, éstos ocasionaron que el chofer perdiera el control. Los críticos los llaman acosadores y asesinos cobardes. Sin embargo, los resultados de la autopsia revelaron que Paul tenía un alto nivel de alcohol en la sangre.

La familia real también resulto acusada y su prestigio se puso en duda. Se dijo que, asistida por el servicio de inteligencia británico, llevaron a cabo este crimen. Todo porque Diana estaba a punto de avergonzar a la corona, pues se iba a casar con Dodi Al Fayed, un musulmán, que se convertiría en el padrastro de los príncipes Guillermo y Harry.

Se dice que la familia real no podía soportar el escándalo; se asume que su muerte fue ordenada por el Príncipe Felipe, Duque de Edimburgo.

La teoría del MI6, el servicio secreto británico, veía a Diana como una amenaza para el trono, y por lo tanto, para la estabilidad del Estado.

imagen2

Una de las más increíbles es que la princesa Diana fingió su propia muerte. Con la ayuda de Dodi y la enorme riqueza de su familia, Diana planificaba cuidadosamente su “accidente” para que así la pareja pudiera escapar y llevar una vida alejada de los medios, y de los grandes escaparates que le daban su cargo.

Años más tarde, en Scotland Yard,  se llevó a cabo la Operación Paget, para sacar conclusiones reales de todo esto.

“Nuestra conclusión es que, con toda la evidencia disponible hasta el momento, no hubo conspiración para asesinar a ninguno de los ocupantes del vehículo. Fue un accidente trágico.”, se declaró en ese entonces.

Nunca se sabrá bien qué fue lo que sucedió la noche en que Lady Diana, la princesa de Gales, murió.

Con el tiempo, aparecen nuevas evidencias, teorías diferentes y un sinfín de cosas, que hacen que este caso no sea cerrado completamente.

Tal vez sea un caso, que quede en la memoria de todos, que nunca tenga una conclusión; el caso en el que todos recuerden a la princesa que todas querían imitar.

@losojosdecuervo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .