Un vampiro en Argentina

Cuando pensamos en un vampiro, inmediatamente pensamos en Drácula, en los castillos de Transilvania y en las diversas representaciones que giran alrededor de esta imagen prototípica, sin embargo, la mayoría de esas figuras son ficticias, pero ¿qué pasaría si les dijera que a lo largo del tiempo han existido vampiros reales? A continuación le presentamos la historia de uno de los vampiros más famosos de Argentina y América Latina, Florencio Roque Fernández.

La infancia de Florencio fue, según las investigaciones, completamente normal, lo cual concuerda con la hipótesis. Los problemas comenzaron en su juventud, tras haber sido abandonado por su familia a su suerte. Según la historia oficial sufría de una aguda esquizofrenia, lo que le producía toda clase delirios y alucinaciones que lo convencían todos los días de ser un vampiro completamente real, además de tener un placer casi sexual por la sangre de otras personas…

Su nulo tratamiento y situación de calle lo llevó a realizar diversos actos criminales. Primero acosaba a su víctima durante varios días, después analizaba todas las entradas posibles hasta que, en el momento correcto, entraba; después de incapacitarla a través de golpes certeros que inmovilizaban a las víctimas, les hacía pequeñas incisiones en la tráquea y la carótida para poder beber su sangre como si fuera algo completamente natural.

A través de este modus operandi, Florencio Roque Fernández, también conocido como “El Vampiro de la Ventana” por haber entrado siempre por las ventanas abiertas de las casas de sus víctimas, asesinó a cerca de 15 jóvenes en su ciudad natal Monteros en Argentina.

Florencio Roque Fernández fue un sospechoso durante mucho tiempo, sin embargo, no habían encontrado pruebas suficientes, por lo que la policía de Tucumán lo siguió durante mucho tiempo para observar cada uno de sus movimientos. De este modo, después de mucho tiempo, el 14 de febrero de ese 1960, con la intención de volver a cometer su crimen, fue detenido.

Debido a su pasado psiquiátrico, el Vampiro de la Ventana fue declarado como imnimputable y fue remitido a una institución especial para tratar su enfermedad, donde murió años después debido a causas naturales. La historia lo recordará siempre como uno de los vampiros reales más conocidos alrededor del globo terráqueo.

@LosOjosDeCuervo

Fuentes:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .