La misteriosa muerte de John Dillinger, el Enemigo Público Número 1 de los Estados Unidos

El 22 de julio de 1934 se proyectaba la película Manhattan Melodrama en el Biograph Theatre, un cine ubicado en la Avenida Lincoln de Chicago, Estados Unidos. Acompañado de dos mujeres, John Dillinger decidió asistir para disfrutar del espectáculo, sin saber que ese sería el último día de su vida, o al menos eso es lo que nos han hecho creer -hasta ahora- las autoridades estadounidenses.

Catalogado como el Enemigo Público Número 1, Dillinger fue un gánster escurridizo que logró burlar a la autoridad local en más de una ocasión. Meses antes de su presunta muerte, había sido arrestado por asesinar a un policía en Chicago; después de un mes tras las rejas, consiguió forzar a uno de los guardias para que le abriera la celda y, luego de tomar algunos rehenes y encerrar al resto de funcionarios, pudo escapar.

Más tardó en salir que en lo que organizó una nueva banda de criminales. Dentro de sus múltiples delitos, destacó el robo de la jugosa cantidad de 150.000 mil dólares. Un acto llamativo que pondría a Dillinger en la mira de Melvin Purvis, el agente del FBI que orquestó la jugada de aquel 22 de julio.

Un grupo de hombres armados, comandados por Purvis, se encontraban en la salida del Biograph Theatre, a la espera de Dillinger. El gánster, sin saber lo que pasaría, abandonaba el lugar junto a las dos mujeres que le acompañaban. En cuanto vio a los agentes del FBI trató de reaccionar, pero fue demasiado tarde; “El famoso bandido John Dillinger es muerto a tiros por la policía de Chicago”, se leía en un encabezado del diario ABC.

Sin embargo, los rumores aparecerían luego de que se publicaran los resultados de la autopsia. De esta forma, el doctor J.J Kearns ponía en duda que ese fuera el cuerpo del famoso gánster, incluso se llegó a decir que el fallecido era un tal James Lawrence, quien habría sido engañado por una de las mujeres que asistieron al cine. Ante el posible fracaso de Purvis, el FBI prefirió ocultar los informes y, con ello, la posible verdad.

Este y otros indicios llevaron a que los familiares solicitaran una exhumación del cadáver para comprobar que el cuerpo de Crown Hill, lugar en el que fue enterrado, efectivamente fuera el de Dillinger. Tras largos esfuerzos, en 2019 el Departamento de Salud de Indiana por fin aprobaría dicha solicitud. Sin embargo, por alguna extraña razón, hasta la fecha se ha llevado a cabo. 

Fuente: https://historia.nationalgeographic.com.es/a/misterio-muerte-john-dillinger-enemigo-publico-numero-1_17003

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.